Jalpa de Cánovas                 

Haz clic aquí para editar el subtítulo.

                             Edifican con piedras "vivas"

 


 

Con piedras vivas y por amor  a Dios, se edificó el recinto del templo del Señor de la Misericordia, por eso ayer en la reapertura del temploque tenía siete meses sin solemnidad alguna, las puertas se abrieron en misa concelebrada tras su mantenimiento y restauración mayor.

 






Por lo menos cerca de 40 sacerdotes fueron convocados a la concelebración eucarística, a la que llegaron inclyso quienes no habían confirmado, de Chiapas, de México, de Guadalajara, y de diferentes partes de la República se reunieronayer a las 6 de la tarde en el templo del Señor de la Misericordia.

 


Donde en su mensaje el obispo de San Juan de los Lagos, Javier Navarro Rodríguez, insistió en que aunque Dios esté siempre entre nosotros, en mediode nosotros cuando dos o más personas le rinden culto, siempre es necesariocontar con los espacios y recintos oficiales para darle la total atencidn, por eso la edificación del templo se hizo con "piedras vivas, por amor a Dios".



Este templo comenzó a ser construido a finales del siglo XIX y terminado a inicios del siglo XX en 1905, de entonces a la fecha, ningún templo de la época había tenido tal detalle en cuidado y atención que hoy queda para todos.

 


Este día (sábado 10 de marzo) es un momento gozoso no sólo para la Iglesia, sino para los habitantes de Jalpa, porque se devuelve- un poquito de lo mucho que Dios nos da- aseguró el Obispo.


 


Fue Dios quien con mano poderosa, brava y extendida, eligió a un guía que difundiera su palabra, hoy son los hombres los que llevan su palabra y por eso todos debemos tener un templo internamente para él.

 


El templo del Señor de la Misericordia, antaño podía significar dolor y miedo, hoy ya no atemoriza, no se entra ante él tapándose el rostro, sino compartiendo y sumando el dolor para estar cerca de Dios, reflexionó.



 

Ante un templo completamente lleno, el Obispo de San Juan de los Lagos extendió sus bendiciones, inclusive para los constructores, y para quienes contribuyeron y tuvieron la visión de restaurar este Patrimonio Nacional de la Humanidad, en este caso la fundación Jalpa, la iglesia y el patronato de las fiestas.



 

La comunidad de Jalpa de Canovas, enclavada como parte del municipio de Purísima, ha dado a la Iglesia 23 sacerdotes a lo largo de su historia y entre ellos un obispo, Don Luis Rojas mena. Ese ramillete de sacerdotes y obispo (jubilado), algunos en activo y otros jubilados, estuvieron ahí, en la reapertura del templo, igual que muchos invitados de honor de diferentes partes del país, sin faltar la propia comunidad local.

 


Proyección turística y cultural

 


Al término de la misa concelebrada, se anunció a la comunidad la presentación del libro "Hacienda de Jalpa de Canovas", que fue promovido por Javier Hinojosa de León para la recopilación de toda la historia a casi 500 años de existencia.

 



Se escogió esta fecha por ser significativa y relacionada con la reapertura del templo del Señor de la Misericordia,  el libro fue integrado por el recopilador Javier González Rubio de la ciudad de México y estará al acceso de cuantos quieran tener la historia del principio a nuestros días.

 



El costo por lanzamiento ayer se presentó en 250 pesos, pero en lo subsecuente será de 350 pesos.

 



Periódico A.M. de San Francisco del Rincón


Por: Ana Lilia Ojeda Cobián


12 de marzo del 2007